¡Vuelve arriba!
futuro de las finanzas

¿Por qué las criptomonedas son el futuro de las finanzas?

Tanto si eres de esas personas a las que nunca les ha interesado las finanzas y la economía, como si te consideras un experto pero no sabes nada de criptomonedas, esto te interesa, porque las criptomonedas son la primera alternativa real al sistema bancario tradicional y tienen poderosas ventajas sobre los métodos de pago y las clases de activos tradicionales. 

El futuro de las finanzas

Hay que pensar en ellas como si fueran el Dinero 2.0. – un nuevo tipo de monedas que son nativas de Internet, lo que le da el potencial de ser la forma más rápida, fácil, barata, segura, transparente, ecuánime y universal de intercambiar valor que el mundo haya visto nunca.

Déjame que te cuente algunos conceptos clave que diferencian a las criptomonedas del sistema bancario tradicional:

Transferibilidad

Cripto hace que las transacciones con personas del otro lado del planeta sean tan sencillas como pagar en efectivo en su supermercado local.

Privacidad

Al pagar con criptomonedas, no es necesario que des información personal innecesaria al comerciante. Lo que significa que tu información financiera está protegida para que no se comparta con terceros como bancos, servicios de pago, anunciantes y agencias de calificación crediticia. Gracias a esto, existe muy poco riesgo de que tu información financiera se vea comprometida o tu identidad sea robada.

Seguridad

Casi todas las criptomonedas, incluidas bitcoin y ether, están protegidas por la tecnología blockchain, cuya red se comprueba y verifica constantemente de manera descentralizada. 

Descentralización

Al formar parte de una cadena de bloques que funciona de manera descentralizada, las criptomonedas son inmunes a los problemas de la centralización: no existe un único punto de fallo (o de corrupción) que pueda afectar a la red.

Independencia financiera

Como las criptomonedas no están controladas por ningún gobierno ni banco central, y además eres tú el que tienes que asegurarte de guardar las claves que dan acceso a tus cripto activos y de hacer las transacciones correctamente (ya que son irreversibles), tú eres el verdadero dueño y único responsable de tu dinero y de tus activos. 

Irreversibilidad

A diferencia de un pago con tarjeta de crédito, los pagos con criptomonedas no se pueden revertir. Para los comerciantes, esto reduce enormemente la probabilidad de ser defraudados. Para los clientes, tiene el potencial de hacer que el comercio sea más barato al eliminar uno de los principales argumentos que las compañías de tarjetas de crédito presentan para sus altas tarifas de procesamiento.

Transparencia

Todas las transacciones en las redes de blockchain se publican públicamente, sin excepción. Esto significa que no hay lugar para la manipulación de transacciones, cambiar la oferta monetaria o ajustar las reglas para beneficio de unos pocos.

Portabilidad

Debido a que tus tenencias de criptomonedas no están vinculadas a una institución financiera o gobierno, las tienes disponibles sin importar en qué parte del mundo te encuentres o lo que suceda con cualquiera de los principales intermediarios del sistema financiero global. 

Un nuevo tipo de monedas que son nativas de Internet, lo que le da el potencial de ser la forma más rápida, fácil, barata, segura, transparente, ecuánime y universal de intercambiar valor que el mundo haya visto nunca.

¿Qué hace que sean una alternativa real al sistema bancario tradicional?

Transacciones, inversiones y libertad económica

Las criptomonedas se pueden utilizar para comprar bienes o servicios, y también pueden conservarse como parte de una estrategia de inversión, pero ninguna autoridad central puede manipularlas, simplemente porque no existe ninguna. No importa lo que le suceda a tu gobierno, país o banco, porque ninguno de ellos controla tus criptomonedas.

También brindan igualdad de oportunidades, independientemente de dónde naciste o dónde vives, de tu raza, género o situación financiera, siempre que tengas un smartphone u otro dispositivo conectado a Internet, tendrás el mismo acceso a las criptomonedas que todos los demás.

Las criptomonedas crean oportunidades únicas para expandir la libertad económica de las personas en todo el mundo. La falta de fronteras, que es parte esencial de las monedas digitales, facilita el libre comercio, incluso en países con estrictos controles gubernamentales sobre las finanzas de los ciudadanos. En lugares donde la inflación es un problema clave, las criptomonedas pueden proporcionar una alternativa a las monedas fiduciarias disfuncionales para ahorros y pagos.

HODL, Trading y Créditos

Como parte de una estrategia de inversión más amplia, las criptomonedas se pueden abordar de diversas formas. Un enfoque es comprar y guardar las criptomonedas en el tiempo, esperando que suban de valor. Otra sería una estrategia más activa, comprando y vendiendo criptomonedas aprovechando su volatilidad para sacar ganancias más a menudo.

Para minimizar el riesgo y utilizar las criptomonedas sin asustarse por la volatilidad, existe la opción de utilizar las monedas estables (o stable coins), como USDC, BUSD, USDT, etc. que están vinculadas 1:1 al valor del dólar estadounidense. O sea, que 1 USDC valdría lo mismo que un Dólar. Esto ofrece el beneficio de transferir dinero internacionalmente de forma rápida y económica, o el poder mantener las ganancias obtenidas por la subida de valor de las criptomonedas con la estabilidad de una moneda tradicional. 

Existen protocolos que te permiten prestar y pedir prestadas varias criptomonedas, dejando otras criptomonedas o NFTs como colateral, y pudiendo ganar intereses simplemente dejando tus criptomonedas quietas en el protocolo para que otros las puedan tomar prestadas. 

APY, Transferencias y Exchanges

También puedes ganar intereses simplemente por tener ciertas criptomonedas guardadas en tu billetera. A diferencia de las acciones o los bonos, puedes transferir fácilmente criptomonedas a cualquier otra persona tan fácilmente como harías una transferencia de banco, aunque con menor gasto y tiempo de espera.

Entrar en el espacio de las criptomonedas es tan sencillo como hacer una compra en internet. Solo toma unos minutos crear una cuenta segura en un Exchange (casa de cambio) y puedes comprar criptomonedas usando tu tarjeta de débito o cuenta bancaria. Además, se puede comprar tan poco (o tanto) cripto como uno quiera, ya que puedes comprar monedas fraccionarias. O sea, no hace falta que compres 1 BTC entero, puedes comprar $25.00 en bitcoins y recibirás cierta cantidad de Satoshis (que son la unidad más pequeña de bitcoin – como si fueran céntimos de Euro o Dólar).

d
Síguenos